Nueva realidad digital: ¿cómo prepararnos y qué aspectos serán clave?

Photo by My name is Yanick on Unsplash

Seguramente estés leyendo este artículo en la pantalla de tu ordenador o incluso desde tu tableta o móvil, y será uno de los muchos contenidos que consumas a lo largo del día, pero hace no tanto, no era así. Hace unos años levantábamos la mano en la calle para parar un taxi, hoy pedimos un Cabify que nos recoge en la puerta; antes conocíamos a nuestra pareja en un bar, concierto o reunión de amigos, hoy nos “enamoramos” por Tinder; antes buscábamos ofertas de trabajo en las páginas del periódico, ahora las encontramos por LinkedIn.

La tecnología forma parte indispensable de nuestro día a día, ha ido entrando en nuestras vidas a lo largo de estos últimos años y ha llegado para quedarse. A continuación, veremos 4 aspectos que cualquier profesional digital deberá tener en cuenta para adaptarse a esta nueva realidad profesional.

 

Conocimiento

Es paradójico que cuanto mayor acceso tenemos a la información, menos conocimientos tenemos. Hace años podíamos recordar muchos números de teléfono, hoy seguramente no pasemos de los 5 números de nuestro entorno más cercano.

 

Estamos en contacto con un flujo constante de información en nuestro día a día, manejamos cantidades ingentes de datos, pero ¿cuántos de ellos conocemos? Para seguir adquiriendo conocimiento, es indispensable saber qué campos dominamos para tener claro qué queremos aprender. El conocimiento adquirido nos hace desarrollar un criterio, lo que a su vez nos hace evolucionar como profesionales, por lo que debemos decidir en qué dirección queremos crecer.

 

Habilidades

Cuando hablamos de habilidades, nos referimos al conjunto de destrezas digitales que un profesional digital debe tener para adaptarse a esta nueva era y trabajar de una manera eficiente.

 

Desde la gestión de la identidad digital, hasta la destreza tecnológica y la facilidad para interactuar con la tecnología emergente, pasando por un conocimiento del funcionamiento de la comunicación en la era digital. Serán nuestras habilidades las que nos ayuden a salir de un apuro, aporten valor a nuestro perfil profesional, así como las que nos ayuden a seguir adquiriendo más conocimiento.

 

Red

La teoría de los 6 grados cobra hoy más fuerza que nunca. Se dice que cualquier persona en la tierra está conectada a otra por tan sólo 5 intermediarios. La hiperconectividad nos lleva a estar más cerca los unos de los otros, lo que convierte nuestra red de contactos en un activo muy valioso. Como profesional digital, uno debe hacer crecer, gestionar y cuidar de su red, dado que es esta la que le permitirá seguir progresando y evolucionando como persona y profesional.


Actitud

Entendiendo que vivimos en un entorno de cambio constante, debemos estar dispuestos a aprender y desaprender, a reciclarnos, a adquirir nuevo conocimiento para poder adaptarnos a nuevos contextos que seguro nos tocará vivir. Es la actitud la que, a final de cuentas, marcará nuestro desarrollo y crecimiento, ayudándonos en un entorno de digitalización global.

 

Más allá de la última plataforma o red social de moda, debemos entender que la tecnología digital cambia y cambiará de manera radical nuestra manera de socializar, así como nuestra forma de trabajar. Mediante su uso, se abren una serie de posibilidades casi impensables hace unos años, pero a nuestro alcance hoy en día, y será la adaptación a la actualidad digital la que nos ofrezca la oportunidad de disfrutar de ellas.

 

 

Comparte clicando en el botón:
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on linkedin
LinkedIn
Share on facebook
Facebook

¿Te lo mandamos
al email?

Cada nuevo artículo, cada nuevo contenido, cada noticia, serás la primera persona en saberlo.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies